← De nuevo Historias de Éxito

Erin P.

‘Ya que tienes un hijo en escuela, se convierte en su comunidad’    

Propietario Erin P. y su marido eran bastante tercos para aplicar para Conserva tu Casa California.

“Había un estigma de aceptar algo gratis,” dice Erin, que perdió su trabajo bien pagado, de 27 años, junto con muchos otros compañeros de trabajo, a principios del 2016.  “Es una experiencia de humildad. Pero el hecho es que existe;  Conserva tu Casa California está disponible para ayudar.”

Aprendió sobre el programa de asistencia gratuita de hipoteca de una agencia proporcionado por su empleador anterior. Pero, como muchos propietarios, tenía esperanza de encontrar un trabajo y su situación financiera era probablemente mejor que otros, por lo menos para el corto plazo.

“Nosotros nos estabamos preparando y guardando dinero para algo como esto,” dice Erin. “Estabamos viviendo mes por mes, pero estabamos preocupados.”

Sin embargo, con cada mes que pasaba y cada pago hipotecario – Erin y su marido vieron sus opciones, incluyendo Conserva tu Casa California. Finalmente aplicaron para el programa en Abril y fueron aprobados para el Programa de Ayuda Hipoteca por Desempleo en Mayo.

“Hay que asegurarse de que el dinero este llegando, eso es esencial,” ella dice. “Estaba encantado y sorprendido que calificamos.”

El Programa de Ayuda Hipoteca por Desempleo ofrece tanto como $3,000 por mes a los propietarios fuera de trabajo de hasta 18 meses, o $54,000.

“Es realmente un colchón de seguridad,” dice Erin, cuya familia vive en una casa del tamaño perfecta en el área de la Bahía. “Teniendo Conserva tu Casa California es una bendición porque significa que cuando encuentro un trabajo, va ser el trabajo adecuado.”

Y eso es exactamente el objetivo del Programa de Desempleo de Conserva tu Casa California.  El programa administrado por el estado permite Californianos para enforcarse en encontrar un buen trabajo y no preocuparse por el pago de la hipoteca – o se ven obligados a moverse.

“Es un espacio cómodo,” dice. “Ninguna casa es perfecta, pero es agradable. Responde a nuestras necesidades.”

Antes de ser reducida, Erin había completado numerosos proyectos de remodelación en los años, incluyendo la adición de azulejos para la cocina. Pero la mejor razón para Erin aplicar para Conserva tu Casa California es algo difícil de cuantificar.

“Una vez que un niño en la escuela, se convierta en su comunidad,” dice Erin, que tiene un hijo de 8 años de edad. “No creo que hubiera (solicitado) el programa si no tuviéramos a nuestro hijo.”

Gracias al programa, Erin, su marido, y su hijo puede permanecer en su casa, que está a dos horas de distancia de su familia.

“Es una red de seguridad para aquellos que están buscando trabajo,” dice de Conserva tu Casa California.  “Hay muchas más personas que podrían ser ayudadas por él.”

← De nuevo Historias de Éxito